Templos de Ayutthaya para dejarte sin habla

Ayutthaya es un rincón maravilloso en el que los templos son el punto fuerte. Hasta allí podemos viajar en tren, la opción más rápida y cómoda ya que se encuentra a 80km de Bangkok. El complejo arqueológico de Ayutthaya es uno de los más importantes del sudeste asiático y está considerado Patrimonio de la Humanidad. Todo un imprescindible en el viaje a Tailandia. Lo recomendable es contratar un tuk-tuk para visitar todos los templos, ya que las distancias a pie o en bici serán infernales debido a la humedad y temperatura. Aproximadamente poe 200bath la hora encontrarés un conductor que os guiará por el entramado arqueológico. ¡Preparaos para ver a Buda en todas partes!

Wat Yai Chai Mongkhon 

Fue fundado en el año 1357, uno de los primeros y de los más importantes. El propio fundador del Reino de Ayutthata ordenó construirlo para los monjes budistas que volvían de Ceylan. Las vistas del entorno son tremendas y el Buda reclinado os sorprenderá por su tamaño. Llama la atención las telas que cubren las estupas y a los chedis, los budas que protegen el templo.

Wat Maha That

14951839557_55354c71c4_h

¡El famoso Buda del árbol! El templo de Wat Maha That es conocido por la controvertida imagen del busto de Buda entre las ramas de un árbol. Existen varias leyendas al respecto, pero lo que está claro es que los turistas adoran tomar imágenes con esta estampa. El conjunto de estupas y figuras de Buda que podemos visitar es amplio, pero fue muy castigado durante la invasión birmana y desafortunadamente, pocas cosas se mantienen en pie.

Wat Phra Sri Sanphet

19466069273_631454c716_k

El Wat Phra Sri Sanphet es muy conocido y obligado en la ruta de los templos de Ayutthaya. La tres estupas características del templo datan del siglo XV y se construyeron para albergar las cenizas de tres reyes de la época. Es quizás menos vistoso que otros templos, pero una vez en el lugar os sorprenderá el tamaño de las estupas.

Wat Lokaya Sutha

14920626211_f203d7ef77_k

De los 5 templos imprescindibles, el Wat Lokaya Sutha es el menos espectacular. Ni tiene una historia impresionante ni su tamaño es el mayor. No obstante, su inmensa figura de Buda Reclinado de, ni más ni menos que ¡¡42 metros de largo y 8 de alto!! os dejará sin habla.

Wat Chaiwatthanaram

7623073200_1774fcd6b4_z

Es el más reciente de todos, ya que fue construido en 1630. De este modo, es el templo mejor conservado y uno de los más bellos. A pesar de que se sitúa más alejado que los otros, merece la pena acercarse para hacerle una visita. En el medio observaréis un gran prang de 35 metros de altura, custodiado por otros cuatro más pequeños en las esquinas.

Además, existen numerosas ruinas del antiguo Reino que merecen la pena visitar. Estos son los principales templos pero las rutas siempre están abiertas a interpretaciones. ¿Os animáis?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

1 × tres =