8 consejos para ahorrar en tu viaje

Seguro que tenéis algún amigo, compañero de trabajo o conocido que viaja constantemente a precios increíbles y hace que os preguntéis más de una vez cómo encuentra esas ofertas tan buenas y tú no. Los billetes de avión, el alojamiento o los gastos en tu destino de vacaciones tienen truco, y para que no se os escape ninguno y consigáis siempre los mejores viajes al mejor precio, aquí os dejamos ocho consejos para ahorrar a la hora de organizar vuestro viaje en grupo.

1. Elegir el mejor momento para reservar

vuelos economicos

Comprar los billetes de avión un lunes o un jueves puede variar el precio, igual que lo hace la hora del día o si estás a principio, mitad o final de mes. Si quieres un vuelo económico, lo primero que tienes que tener en cuenta es que los fines de semana los precios suben de forma considerable, así que es mucho mejor elegir un viaje de martes a martes que de viernes a lunes.
Existen diferentes comparadores de vuelos que os agilizan esta tarea, por lo que siempre es buena idea hacer uso de ellos. ¡Os salvarán la vida y ahorrarán un montón de trabajo!
Respecto al mejor momento para reservar el billete, un estudio de la revista Smarter Lifestyles, recomienda hacerlo 21 días antes del viaje. Quizás tengan razón y las mejores ofertas se encuentren esos días. Todo es cuestión de probar, 😉

2. Viajar en temporada baja

¡Algo obvio! Si queréis ayudar a vuestro bolsillo, lo mejor es elegir los viajes fuera de temporada. Las vacaciones de agosto o las fiestas de Navidad son dos épocas en las que los precios suelen ponerse por las nubes. Las mejores ofertas se encuentran en los destinos fuera de temporada. Pensadlo bien: abril, mayo, septiembre y octubre son meses perfectos para escaparse y siempre suelen estar a muy buenos precios.

3. La comida siempre de casa

Los precios en los aeropuertos y los aviones son prohibitivos, por lo que siempre que podáis llevaos la comida de casa. Tampoco estamos diciendo que te lleves el tupper con tres platos, pero sí un bocadillo, un sándwich o algo que os quite el hambre. Puede ser una gran oportunidad para que ese amigo os demuestre lo buena que está esa tortilla de patata de la que siempre presume, 😉

4. Controla el exceso de equipaje

peso maleta mano

Ya sabéis que hay muchas compañías de vuelo que hacen pagar por sobrecarga de equipaje. Muy sencillo: pesad el equipaje antes de salir y aseguaros de que está entre el límite permitido. ¡Ya tenéis un uso extra para esa báscula que tenéis guardada en el rincón del armario! Otra opción “a ojo” es no llenar la maleta hasta los topes, lo que significa que ¡no vale sentarse encima!

5. Ahorrar en el alojamiento

apartamento vacaciones hundred rooms

Lo mejor para ahorrar en tu estancia es elegir un apartamento de vacaciones. En los últimos años se han creado varios portales que ofrecen al viajero la opción de alquilar desde un sofá para pasar la noche hasta un apartamento entero para toda una familia o grupo de amigos. Os recomendamos el comparador Hundredrooms, donde podréis encontrar ¡más de 2.000.000 de casas repartidas en todo el mundo!

Con los apartamentos podréis vivir experiencias locales más gratificantes que desde un hotel y además disfrutaréis de todas las comodidades que tiene un hogar.

6. Visitar los restaurantes autóctonos

cena con amigos

Intentar salir a comer a los restaurantes autóctonos de la zona, ya que os permitirán conocer mejor la gastronomía del lugar y suelen estar bastante bien de precio. Aunque también hay que decir que depende del destino. En Japón, por ejemplo, la comida te saldrá casi regalada, mientras que en Nueva York más te vale no pisar un restaurante. Recordar también que todo lo de importación suele tener un coste algo más elevado.

No os preocupéis, que no os vais a morir de hambre. Siempre os quedarán los locales de comida rápida o los puestecitos de comida en la calle (que bien buena está) abiertos las 24 horas del día.

7. Cambio de divisas siempre antes de salir de viaje

Si viajáis a un país en el que la moneda no es el euro, recordar que sacar dinero en el extranjero conlleva muchos cargos. Los bancos suelen cobrar comisiones bastante elevadas por sacar dinero en los cajeros. Lo ideal es que preveáis la cantidad de dinero que tenéis pensado gastaros, vayáis a vuestro banco y sea ahí donde realicéis el cambio. Otra opción es pagar con tarjeta de crédito (tened cuidado porque hay algunas de débito que no se admiten en el extranjero). A veces es mejor llevar con vosotros una gran suma de dinero y que os sobre, ya que a la vuelta siempre podréis volver a hacer el cambio.

8. Usar siempre el transporte público

viajar tranvia

La mejor opción para ahorrar es ir andando a todos lados, pero como esto muchas veces no es posible, no os va a quedar más remedio que utilizar algún medio de transporte. Intentar evitar siempre los taxis (en la medida en la que os sea posible).

Los autobuses, el metro o los tranvías son una opción perfecta para vuestro bolsillo. Además, muchas ciudades disponen de tarjetas o abonos para ahorrar en transporte público. Pagas una cantidad fija y dispones de viajes ilimitados. Enteraos bien de si existen allí a donde queráis ir y buscadlas por internet, ¡suelen ser más baratas!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

5 + 12 =